lunes, 7 de noviembre de 2011

¿Por qué los jóvenes se colocan en situaciones de peligro?

La capacidad de regular un comportamiento de situación de peligro de forma consciente no está completamente madura.

"En la adolescencia, los individuos prestan más atención a los posibles beneficios provienentes de una elección arriesgada que la de los costos de esa decisión", Laurence Steinberg, profesor de psicología de la Universidad Temple, especializo en el desarrollo adolescente.
  • La afirmación del investigador está respaldada en los exámenes de imagen que señalan que, en el cerebro adolescente, una intensa actividad en áreas vinculadas a la recompensaPor recompensa, se entiende la sensación agradable que invade el cuerpo y la mente después de un triunfo, cómo ganar el juego o ser reconocido como el mejor del grupo.
  • Este proceso coincide con cambios en las cantidades de dopamina, un neurotransmisor (sustancia que realiza el intercambio de mensajes entre las neuronas) muy importante en la experiencia del placer o recompensa.

  • "Eso parece afectar el proceso de anticipación del premio, de tal forma que los adolescentes se sienten más animados que los adultos cuando perciben la posibilidad de ganar", dice el psicólogo norteamericano.

  • Él también buscó en la teoría de la evolución una justificación para el mecanismo cerebral que premia a los jóvenes con buenas sensaciones por arriesgarse.

  •  "En el pasado, tenían ventaja sobre otros de la especie aquellos que se delocaban y asumían riesgos en busca de un lugar con más alimentos", señala. "La búsqueda de la novedad y fuertes emociones representaría, a la luz de la evolución, un signo de la adaptabilidad de los seres humanos a los nuevos ambientes." Nuestros cerebros habrían aprendido ese camino y lo estaría reproduciendo hasta hoy.

Los descubrimientos más recientes aún muestran que la recompensa agita profundamente en el cerebro."Todas las áreas del cerebro se ven afectadas cuando una actitud socialmente premiada o castigada", Timothy Vickery, uno de los autores de un reciente estudio publicado en la revista Neuron
  • Paralelamente a la configuración cerebral, existen contribuciones del mundo contemporáneo: la tendencia de placer inmediato


  • "Tal vez las dificultades de la vida futura y del mercado laboral, por ejemplo, lleven al joven a una vivir una situación de placer inmediato. De allí a la búsqueda de la bebida, las drogas, el sexo y todo lo demás en el sentido disfrutar de la vida", dice el hebiatra (médico que se especializa en adolescentes) Paulo César Pinho Ribeiro, de la Facultad de Ciencias Médicas de Minas Gerais. 
La búsqueda de las emociones y el deseo de ser aceptado y admirado por los demás - dos características de los adolescentes - pueden convertirse en una mezcla explosiva.  

  • El psicólogo Steinberg ha demostrado claramente este mecanismo con la ayuda de un videojuego cuyo objetivo era conducir un auto por la ciudad en el menor tiempo posible. En el camino, las señales cambiaban de verde a amarillo cuando el vehículo se acercaba. Si el competidor cruzaba antes de que la señal estuviera en rojo, ganaba puntos. Si quedaba en el medio del camino o pista, perdía todos los puntos. 
    Cuando se disputaban los juegos solos en una habitación, los jóvenes se arriesgaron proporcionalmente igual a los adultos. 

  • Sin embargo, con la presencia de uno o más amigos, en el ambiente se produjeron cambios en los resultados. "En ese caso, los adolescentes corríeron el doble de riesgo que los adultos", señaló el investigador.

El papel del grupo en la adolescencia también está siendo examinado. 

  • "Alrededor de los 15 años, se registra el pico de actividad de las neuronas-espejo, las células activadas mediante la observación del comportamiento de los demás y que dan lugar a la repetición", dice el neurólogo Erasmo Barbante Casella, del Hospital Albert Einstein y del Instituto de la Niñez de la Universidad de São Paulo. Esta es una de las razones por las que los jóvenes adoptan gestos y ropas similares. 

  • Además, hay una gran necesidad de ser aceptado por los amigos y es terrible el peso de rechazo. 

  • "Es una fase en la que la identidad no está completamente constituida y el grupo termina siendo el medio de la experiencia y también una lente a través del cual el adolescente lee el mundo", dice la psicólogaJoana Novaes, de la PUC-Río de Janeiro. 

  • Los estudios señalan que también existe una gran cantidad de oxitocina, una hormona ligada con la relaciones sociales y formación de vínculos, circulando en el organismo, lo que favorecería la tendencia de andar en grupo.

  • Aparte del placer de peligro y de los altibajos del humor, la adolescencia, puede ser vista como una fase de alta resiliencia, que es la capacidad de adaptarse y sobrevivir a las dificultades. Pero hay desventajas. La parte difícil es que el adolescente que pasa por muchos cambios está más vulnerable a la aparición de cambios tales como la depresión, la ansiedad y los trastornos alimentarios como la anorexia y la bulimia

Aránzazu Ibáñez

Fuente: Urgente 24.com
(MÓNICA TARANTINO, MONIQUE GOMES y LUCIANI OLIVEIRA)

No hay comentarios:

Publicar un comentario